Home
Objetivos
Busqueda
Busqueda por Nombre
Busqueda por Localidad
Mapas
Las Capillas y el Arte
Fiestas
Biografias
Patrimonio
Glosario
Contacto
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

NUESTRA SEÑORA DEL ROSARIO

 

Habíamos llegado temprano por la mañana a esta tierra nutrida de la historia de pampas y ranqueles. Detuvimos nuestro auto en vecindades de la Iglesia y realizamos el usual relevamiento. Terminado el mismo y tras regresar a la ruta 9 nos cruzamos con un control de tránsito. El olvido de reenceder las luces bajas significó una multa que dificilmente haga olvidar nuestro paso por Leones.

 
 

Previo al ingreso a Leones y mientras completábamos el tanque de combustible tratamos de indagar el por qué del nombre de la Ciudad.

Leyendas, anécdotas, tradiciones: recurrentes historias que se descubren a lo largo de los distintos pueblos que hemos ido recorriendo en estos años. Como en los otros casos, aquí también los historiadores ratifican incertidumbres.

Pobladores del lugar, asumiendo contar con buen conocimiento en la materia, nos remiten a que consultemos a Luis R. Altamira. Lo hacemos y descubrimos una versión que si bien el investigador la relata también la juzga de absurda ya que los pumas no se caracterizaban por ser usuales en el lugar: “El nombre de Leones fue dado a la población por las cuadrillas ocupadas en extender las líneas del ferrocarril Central Argentino quienes fueron, con frecuencia, atacadas durante la noche por leones americanos ....

La transmisión oral nos lleva a hacer pie en un relato extraído del diario La Prensa de mediados de 1972. Es allí donde Emma Isabel Hernández de Ayala asegura haber recibido de sus ascendientes la confirmación de la existencia a mediados del siglo XIX de una posta conocida como "Los Leones". Según sus relatos, el propietario de dicha posta llevaba por nombre León y vivía con sus hijos en un agreste y riesgoso territorio donde la presencia amenazante del indio era permanente. Es así que el viejo Don León había protegido su vivienda detrás de una laguna y un cañadón que había construído los que le brindaban una mejor defensa frente a los malones. La Sra. Ayala manifiesta que hacia 1835 “una tropa de carretas que iba a Rosario proveniente de Tucumán fue advertida antes de llegar al Saladillo de un inminente ataque de los salvajes ocultos en las proximidades de Fraile Muerto. Desvió su recorrido alejándose del camino real, y se internó en el llano, al sud, donde descubrió una tapera habitada por un viejo criollo”. De más está decir que el viejo criollo era Don León quien dio cobijo al contingente. Iniciado el combate, será otra vez el puestero quien toma una decisión trascendental. Con el apoyo de sus hijos cruza la laguna a nado, procede a incendiar los pastizales y las llamas provocan la huida de los indígenas. El resultado inexorable de este relato es que el puesto se identificará como "Tapera de Los Leones".

La historiadora Marta Núñez, en su libro: "Leones, en el Pasado y Presente", asegura que, entre los años 1835 y 1840, existía la "Posta de Los Leones" la que resultaba ideal para el descanso y el refugio para quienes desafiaban, con coraje y osadía, el inseguro Camino Real. Según sus apreciaciones, es allí donde se evidenciaría la existencia del rancho de Don León al que identifica con el nombre de Juán de la Cruz.

Más convicción encontramos en la batalla donde el Coronel Emilio Mitre da cuenta en 1857 de su victoria sobre el Cacique Coliqueo en la zona de Melincué a la que identifica como Cañada de los Leones. Tal vez, utiliza este nombre de resultas de la tradición anterior.

La Posta de Los Leones se afianza como puesto obligado tras recorrer los largos y polvorientos caminos que unían las escasas y alejadas poblaciones de la época. En 1864, en el Archivo de la Dirección de Catastro de la Provincia de Córdoba, catalogado como Mensuras Judiciales, Departamento Marcos Juáerz, Nº 11, año 1864, foja 1, encontramos un documento donde se menciona a la "Posta de Los Leones" como límite de una mensura.

Otras historias se iban desarrollando en paralelo. Una de ellas aportarían un punto de inflexión definitivo a la zona; es así que, sobre la traza Rosario - Córdoba, se planteó el proyecto de construcción del ferrocarril. Basándose en los estudios realizados por Timoteo Gordillo hacia 1835 será el Ing. Allan Campbell quien, en 1855, propone a Urquiza la concreción de la obra.

El viaje inaugural, consistente en unos pocos vagones de pasajeros, un coche comedor y algunos de carga, se concreta en 1866 y comunica las nóveles poblaciones de Tortugas y Fraile Muerto. A lo largo del viaje se detiene, tal lo pautado, en el Kilómetro 159 a tan solo unos 200 metros de la Posta de los Leones. El nombre es absorbido por la estación a construir, obra que avanza firme hacia el 1867.

Los propietarios de las tierras del Ferrocarril Central proponen al Gobierno Provincial el establecimiento formal de un pueblo. Si bien ya existían algunos pocos asentamientos poblacionales; esta decisión y la donación de las tierras potenció el afianzamiento de, ahora sí, la comunidad de Leones.

Será entonces que Miguel Juárez Celman en su carácter de Gobernador Provincial, hacia fines de setiembre de 1881,  resuelve aprobar el proyecto sobre la base de la planimetría presentada.

Diez años habían pasado y el pueblo se iba configurando. A los terrenos asignados ya se les había definido espacios para plazas, edificios públicos y viviendas particulares. Será un grupo de vecinos que, en 1891, crean una comisión para impulsar la construcción frente a la actual Plaza 25 de Mayo de una iglesia en honor a Nuestra Señora del Rosario. Los apellidos de Hernández, Echenique, Benvenuto sobresalen como referentes de esa historia donde el proyecto deviene en realidad hacia 1894.

Click para ampliar

Click para ampliar


 

Su arquitectura está en absoluta comunión con la época en que se decide hacerla nacer. Es inconfundible y manifiesta la influencia clasicista de su diseño donde no faltan detalles e indicios de un renacentismo propio de la influencia de la sangre itálica de sus constructores.

Vista a la distancia, gracias a la amplitud de perspectiva que brinda la larga avenida que asemejaría sumergirse desvanecida en su interior tras sortear unos pocos escalones de rojo granito, presenta un frente de 20 metros de ancho donde sus tonos crema y terracota se contrastan, en un juego de luminosidad y sombras, exaltando la profundidad y el relieve de cada una de las molduras, de las ventanas de medio punto, de las hornacinas y de los óculos. A cada flanco se elevan, guardianas, las torres que albergan los campanas. Al centro, una cruz de hierro, delicadamente trabajada, corona y completa la estética general del frontis triangular.

Recorriendo los techos y a la altura del presbiterio resalta una cúpula de 8 metros de diámetro que, ubicada sobre una estructura cuadrada que funciona como base, se eleva con configuración cónica. Sobre las paredes de ésta se distribuyen ocho linternas que colaboran aportando la necesaria iluminación hacia el interior.

Sobre las paredes laterales que definen una estructura de alrededor de 40 metros se alternan una sucesión de ventanas de medio punto que aportan luz y color por el uso de vitroux de confección simple.

Es de mencionar que con el correr de los años y en la búsqueda de modernizarla, de aportarle una estética de mayor impacto visual y de jerarquizarle el ingreso con más amplitud se procede a ejecutarle significativos cambios arquitectónicos.

 

Es así que el atrio que, en sus orígenes, presentaba cuatro columnas de estilo dórico distribuídas de un modo simétrico es reconvertido desplazando aquellas dos centrales hacia la vecindad de las sendas laterales. Por otra parte, se construyen nuevos cuerpos sobre los campanarios para alojar, en uno de ellos, relojes. De resultas de esta incorporación y al tomar más altura las torres, se pierde la visual de los reducidos cupulines.

En conjunción a estas tareas se adopta el escudo papal ubicándolo sobre la balaustrada que corona el atrio y que, a modo de balcón, resalta por debajo del inconfundible frontis triangular.


Una vez en su interior se individualizan tres naves: una importante central abovedada que culmina en el presbiterio y dos laterales menores donde sus límites con la mayor son definidos mediante cinco arcadas de medio punto que actúan como fuertes andamiajes sostenedores de las paredes superiores.

 

 

Click para ampliar Click para ampliar

Click para ampliar

 

Click para ampliar

Click para ampliar

 

 

Datos Complementarios:

Completada la Novena, cada 7 de octubre, se celebra la Fiesta Patronal. La imagen de Nuestra Señora del Rosario es llevada en procesión por las calles de Leones, para luego ser honrada con la celebración de una misa.

 

 

 

 

Fuentes de consulta:

  • Marta Ghione de Fauro, Margarita Mollar y Norma Morini de Bastino: Nuestra Parroquia. Estudio Socio-antropológico sobre la Parroquia "Nuestra Señora del Rosario de Leones"

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ODA AL TRIGO

(Fragmento)

Pablo Neruda


Y entonces
más arriba
estaba el trigo,
el trigo de los indios,
el último, el menguado,
el harapiento
oro
...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ll Home ll Objetivos ll Búsqueda ll por Nombre ll por Localidad ll Mapas ll Patrimonio ll Glosario ll

ll Fiestas ll Las Capillas y el Arte ll Biografías ll

info@capillasytemplos.com.ar

 

La Página Web "Capillas y Templos" es una iniciativa privada sin fines de lucro que no mantiene vinculación alguna

con los distintos templos aquí descriptos como así tampoco con la Iglesia Católica

ni con ningún otro Credo Religioso u Organismo Gubernamental.

 

La Página Web "Capillas y Templos" se encuentra inscripta en la Dirección Nacional del Derecho de Autor, bajo números:

884418 del 26 de octubre de 2010

4985831 del 23 de diciembre de 2011

5077053 del 07 de febrero de 2013

5234137 del 05 de junio de 2015 y

5339188 del 21 de marzo de 2017

Se prohibe la copia y/o reproducción parcial o total del material contenido en la presente Página

sin la expresa autorización de los autores de la misma.

De modo explícito, no autorizamos ningún tipo de utilización del presente contenido

que signifique fines comerciales y/o rentables.